Go to content Go to menu

Son esas cosas que se nos escapan en el trajín de la vida diaria entre las toneladas de información que se nos vienen encima como si hubiéramos tropezado justo detrás de un camión de la basura enloquecido. Para salvarnos vamos filtrando, olvidando, dejando estas pequeñas averiguaciones para la semana que viene.
No recuerdo en qué lugar supe que José de San Martín había muerto en Boulogne sur Mer. Sabía que había sido en Francia, pero no le había dedicado más atención al asunto. Así que tenía dos informaciones que no crucé por lo que decía arriba de ir posponiendo. Y uno pospone hasta que llega el accidente feliz.
Daniel, en un comentario a la pregunta del viernes, dice que lo descubrió en un libro. Es posible que yo lo haya visto en algún monumento, o en la wikipedia. O que alguien lo haya mencionado de pasada en una conversación sobre otro tema. No lo sé.

[La segunda imagen es un daguerrotipo de 1848, sacado dos años antes de la muerte de San Martín.]

[Otra pregunta que se me ocurrió el otro día tendría que ver con cuántos próceres, jefes, líderes del pasado se refugiaron de la angustia de su fracaso en una hija. Sanmartín es uno, Rosas es otro. Habría que preguntárselo, quizá, a un psicólogo historiador, o historiador psicólogo. Seguro que hay más.]


Leave A Reply

Ayuda Textile