Go to content Go to menu

Hace un par de semanas, íbamos con el padre de Carolina en su coche y vimos un taxi que llevaba el número de licencia: 1. O sea, el heredero de la primera licencia de taxi que se otorgó en Buenos Aires. Era de noche, ya tarde, el taxi nos adelantó y se perdió en el tráfico; me quedó una sensación como de haberlo soñado.
Y anoche lo soñé. Soñé que un amigo mío español venía a Buenos Aires de vez en cuando a ver a su novia, que tenía un café en Palermo. El padre de la chica tenía dos taxis, el de licencia número 1, y otro de licencia de 5 cifras. Según la lógica del sueño, mi amigo, en Buenos Aires hacía su trabajo y además conducía el segundo taxi del padre de su novia.
Yo iba en otro taxi y veía el de mi amigo aparcado delante del café de su novia. Le pedía a mi taxista que parara, le pagaba y entraba en el café. Le reclamaba a mi amigo no haberme llamado al llegar. El me contaba que acababa de llegar, se había duchado (y en efecto, llevaba el pelo mojado), estaba comiendo algo y se lanzaría en pocos minutos a la calle con el taxi. Me presentaba al padre de su novia, a quien yo le celebraba el número de matrícula de su coche. El me contaba que la había comprado su padre en los años 40, pero que, claro, era mucho más antigua. Nos quedábamos charlando un rato, mi amigo se iba, arreglábamos para vernos más tarde y yo también me iba.
En eso me desperté, o me despertó el ruido de la lluvia que, mientras escribo esto, sigue cayendo sobre Buenos Aires. Todavía estaba oscuro, pero me levanté igual: había que dedicarle un tiempo a los blogs.


1 Respuesta a "El sueño del primer taxi"

  1. Dany dice:

    Uy, yo recuerdo haber visto el Nro 2, hacia 1986. Iba por la mañana al colegio primario, en Devoto, y me crucé con un Fiat 1600 (muy comun verlos de taxi por esa época) con la licencia 2.

Leave A Reply

Ayuda Textile